You are here: Home Ganadería y Pesca Alimentación Animal - Forrajes Heno de pasto llorón
Heno de pasto llorón PDF Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Ganadería y Pesca - Alimentación Animal - Forrajes
Modificar el tamaño de letra:

Heno de pasto llorón

Celso Gabriel Giraudo. 1978. E.E.A. INTA San Luis, Villa Mercedes, Informativo Rural 6(11):5-6.

Adaptación del trabajo: "Eragrostis curvula (Schrad), Nees, cv. Tanganika Efecto de la henificación

y picado sobre la digestibilidad y el consumo". Antonio Marchi y Celso Gabriel Giraudo.

 

El pasto llorón cv. Tanganika es una especie de muy buena adaptación en la zona semiárida, y alcanza en primavera, valores bastante aceptables para invernada, y muy buenos para cría.

En cambio, si el forraje es diferido para la época invernal, llega a tener valores de digestibi­lidad y contenido de nitrógeno muy bajos, y los ani­males que en él pastorean, tienen balance negativo, tanto en nitrógeno como en energía.

En áreas donde la posibilidad de producir grano y otras especies forrajeras se encuentra muy limi­tada, la henificación del pasto llorón en el momen­to en que es alta la producción de materia seca y la digestibilidad, puede ser un medio de hacer reservas de alimento, para ser utilizado solo, o como suplemento durante el invierno. Para esto es necesario conocer su valor. A tal fin y mediante un ensayo experimental, se determinó la calidad, sobre la base de los dos elementos más importantes que la explican: la digestibilidad del forraje y la cantidad que alcanza a comer el animal por día.

Esto se hizo con forraje cortado el 24 de noviembre, henificado en condiciones comunes de campo, y guardado bajo galpón.

Al momento de corte el pasto llorón se encontraba en plena floración. Cabe destacar que el potrero había sido utilizado el año anterior y antes del rebrote se removió en su totalidad el material muerto.

Considerando que el proceso de henificación, puede hacer variar el valor del forraje, con respecto al verde del que proviene, se midió en el mismo momento en que se hizo el heno, la digestibilidad y el consumo del verde.

Los resultados obtenidos, se presentan en el cuadro 1

 

Cuadro 1.- Valor del pasto llorón verde y su heno expresado en digestibilidad.

proteína bruta, y nivel de mantenimiento que aporta

                                                              

                                                              

Pasto llorón

Verde en pie

Henifícado

Digestibilidad de la materia seca 

56,04 *

58,74 *

% de proteína bruta 

6,19

6,19

Cantidad de forraje consumido libremente, por día,

expresado como veces mantenimiento

1,2

1,5

*El análisis estadístico de dichos valores no indica diferencias entre sí.

 

 

Los resultados muestran que la digestibilidad no sufrió variaciones, indicando que no hubo pérdidas de nutrientes, durante la henificación.

Las pérdidas pueden verificarse por lavado debido a lluvias o fermentación.

Es interesante resaltar, que a pesar de mantener el valor en digestibilidad, el heno aumentó con respecto al verde, el valor como alimento. Ello fue consecuencia de registrarse un mayor consumo voluntario (13 %) en el heno.

Cuando en un forraje henificado se observan diferencias en el consumo con respecto al verde, debe buscarse la explicación, en los cambios ocurridos en la planta, a los que responde el animal. En el presente caso, los cambios durante el proceso de henificación, hicieron más apetecible al pasto llorón. Este es un hecho muy auspicioso para la henificación de esta especie, debido a su calidad no demasiado alta.

La calidad del pasto llorón cv. Tanganika, sufre variaciones a lo largo de su ciclo, valores que expresados en la capacidad con que es utilizado por el animal, varían desde 1,54 veces mantenimiento en primavera, a 0,40 veces mantenimiento en pleno invierno.

Teniendo en cuenta lo anterior y considerando que los valores de heno y forraje fresco están correlacionados estrechamente, vemos que la calidad del heno, dependerá de la época del año en que se realice el corte.

Para obtener henos de buena calidad, se debe tratar que sea mínimo el tiempo de secado en el campo, teniendo en cuenta que el material cosechado, debe poseer la mayor cantidad de hojas posible, cosa que en pasto llorón se torna simple, porque posee muy bajo contenido de humedad y la planta, por ser una gramínea, está constituida básicamente por hojas.

Se debe tener especial cuidado en la conservación, porque éste es uno de los factores que inciden en mayor medida, en cuanto a variaciones de calidad,

Para evitar pérdidas de valor, lo más aconsejable es la conservación bajo galpón, o el uso de algún método de cubierta que impida al máximo la penetración del agua.

Como resultado de lo expuesto, puede concluirse que, el pasto llorón cv. Tanganika es un forraje del que se puede obtener heno de calidad aceptable, y convertir esta práctica como normal en las explotaciones que utilicen tal tipo de reserva.

 


Quote this article on your site

To create link towards this article on your website,
copy and paste the text below in your page.




Preview :

Heno de pasto llorón
Sábado, 31 Enero 2009

Powered by QuoteThis © 2008